Comenzamos el martes visitando esta vivienda con pequeños toques de un amarillo intenso, el cual ayuda a romper la sobriedad del blanco y negro. Un vivienda de dos plantas en la que se mezclan las antiguas vigas de madera con algunos minimalistas muebles. En la planta baja, al no existir separación entre sala de estar y cocina, existen espacios amplios llenos de luz que mete a través de las numerosas ventanas. Si subimos las  escaleras, la cual no se salvan del baño de blancura, nos encontraremos con dos habitaciones. Una de matrimonio, con un característica comoda en un intenso amrillo. Y otra habitación juvenil en la que participan más colores, diferenciándose un poco del resto de la casa. En cada estancia siempre encontramos un punto de color intenso, rojo, amarillo, verde. Y si llegan invitados siempre podrán que darse en el anexo de la casa en la que no faltan una pequeñas gotas de color.

Fotos

Espero que os guste, feliz martes mentes creativas.

Comparte y disfruta

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    CERRAR